976 46 12 56

Blog del Filtro de Agua

Hola amig@s

Hoy queremos explicaros para qué sirve un filtro de agua de carbón activo y cómo funciona, ya que es el filtro más utilizado en el hogar para obtener un agua de mejor sabor y libre de olores.

Aunque la mayoría de los hogares disponen de un agua potable lista para el consumo, debido a los productos químicos, como el cloro, que se introducen en su tratamiento es un agua baja calidad con olor y sabor.

La cantidad de calcio y sales mineraldes dependiendo de la zona donde nos encontremos, son también las encargadas de darle un sabor fuerte. Algunos bromatólogos argumentan que la ingestión de cloro a diario, junto con los subproductos de la cloración que lleva asociados no es adecuado para muchas personas.

Por todo esto el tratamiento del agua doméstica mediante sistemas de filtración es cada vez una de las opciones más elegidas ya que nos evita depender de tener agua mineral embotellada en nuestros hogares, y además nos libran de sabores y olores desagradables.

De todos los sistemas de purificación de agua domésticos, es sin lugar a dudas el filtro de agua de carbón activo el más utilizado debido a su sencilla instalación y bajo coste, muy adecuado en los casos que se tiene un agua de red baja en cal y sales minerales.

filtro de agua de carbón activo

Cómo es un Filtro de Agua de Carbón Activo

Como es evidente el principal material que compone un filtro de carbón activo es el carbón activo,  material estable, inerte y muy poroso, obtenido a partir del carbón y productos vegetales.

Cómo funciona

El carbono «activado» en el filtro es cargado con electricidad que le permite atraer compuestos que contienen átomos de carbono, o compuestos orgánicos, con ello consigue mantenerlos en el filtro cuando el agua pasa a través del mismo.

Debido a que muchos contaminantes que pueden estar en el agua tienen una carga positiva, ellos serán atraídos por la carga eléctrica negativa del carbón activado.

Además el carbón activado tiene un área de superficie grande, puede atraer y retener a la mayoría de los contaminantes orgánicos que pasan.

Desde hace más de 80 años se utilizaba para eliminar el sabor y olor del agua, y desde entonces hasta nuestros días el carbón activo se sigue utilizando en muchas industrias para eliminar compuestos orgánicos o purificar el aire, así como en las plantas potabilizadoras, donde se usan los lechos de carbón activo para la depuración del agua de la red pública urbana.

El carbón activo que se utiliza en los filtros de agua domésticos es obtenido a partir de carbón mineral como hulla o antracita. Se encuentra dentro de ellos en forma de carbón activo granular formado por partículas del tamaño de los granos de arena, e instalado en el interior de una carcasa de plástico o de acero inoxidable.

Aunque tomar cantidades durante mucho tiempo de cloro está demostrado que puede ser perjudicial para la salud y puede afectarnos de diferentes formas. la cloración sigue siendo el método más utilizado por su bajo coste y porque persiste durante el transporte del agua hasta las viviendas. Además, hay contaminantes que se añaden al caudal del agua después de la salida de la planta depuradora  y antes del punto del consumo, que se desprenden de los conductos del agua como el plomo y otros metales en tuberías antiguas.

También existe la exposición que tenemos a los contaminantes del agua directos con la piel y la inhalación de los compuestos que se evaporan desde el agua.

Por todo ello es evidente que el agua de la red pública que tenemos en nuestros hogares no es un agua libre de sustancias nocivas para nuestro organismo y por tanto es una agua de baja calidad.

Evitar estos posibles riesgos es posible mediante filtros de agua carbón activo.

filtros de agua para casa

Propiedades del filtro de carbón activo

Sustancias que los filtros de carbón activo eliminan:

Compuestos volátiles: el carbón activo es el sistema más óptimo para eliminar compuestos volátiles, como el cloro.

Partículas en suspensión: como óxidos o arenillas variadas.

Metales pesados: reduce la cantidad de metales como plomo, cadmio o hierro.

En definitiva, los filtros de carbón activo cuyo medio principal filtrante es el carbón activo acaban con los problemas de sabor y olor debidos a la cloración y a las partículas en suspensión. Además proporciona cierta seguridad respecto a contaminantes que podrían estar presentes bajas cantidades en el agua.

Pero hay que tener en cuenta que no son capaces de solventar son los problemas de mineralización fuerte del agua y de la cal, así como de presencia de bacterias, por lo que en algunos casos no son apropiados como único componente en un sistema de filtrado de agua.

Esperamos que con este post tengáis más claro qué son los filtros de agua de carbón activo, para qué sirven, cómo funcionan, para qué tipo de agua con los adecuados y por qué se han convertido en los sistemas de filtración más utilizado tanto el ámbito doméstico como industrial desde hace muchos años.

Un saludo y hasta otra amig@s

Autor: 

[contact-form-7 id=»356″ title=»Formulario Blog»]

Carmen Cardo

Deja un comentario